miércoles, 1 de abril de 2020

Forest Pioneer presenta la nueva taladora de cizalla TMF 600, especial para eucalipto

La empresa Forest Pioneer, especializada en mecanización forestal, comercializa la nueva taladora TMF 600, que fue presentada el pasado viernes en una demostración realizada en un monte de la localidad mariñana de Xove. El nuevo cabezal está diseñado y fabricado íntegramente en Galicia por TECMAF y, aunque puede talar cualquier tipo de árbol, está pensado expresamente para cortar eucalipto.

Emilio Bravo, gerente de Forest Pioneer, destacó las ventajas de la nueva cortadora: «Es una taladora muy fuerte y robusta por la estructura que tiene, diseñada para el eucalipto, que es una madera muy dura, y para la que se necesita, por lo tanto, de cilindros y cuchillas muy fuertes y resistentes para que duren. Pero al mismo tiempo es una máquina muy rápida cortando y que permite además acumular varios pies, lo que optimiza los tiempos, al poder juntar, dependiendo de su grosor, hasta tres árboles sin romperlos, antes de depositarlos en el suelo», destaca.

Otra de las ventajas de la nueva taladora TMF 600 respecto de otras cortadoras de cizalla existentes en el mercado es su versatilidad y maniobrabilidad. «Es la primera que existe con giro 360º, lo que permite colocar de manera mucho más precisa en el suelo la madera para la procesadora», destaca Emilio.

El diseño de la estructura hace que trabaje más cerca del brazo y su geometría permite tener un tercer punto de apoyo, lo que aporta más seguridad y un mejor agarre tanto a la hora de trabajar con los pies en el monte como a la hora de manejar los árboles una vez cortados.

Cortadora y procesadora en una misma máquina

La nueva cortadora comercializada por Forest Pioneer no lleva electrónica lo que hace que pueda ser usada indistintamente con la procesadora en la misma máquina. «Al no tener informática en el cabezal permite ir de una máquina a otra y también que una misma cabeza tractora con dos implementos, la taladora y la procesadora, cumpla con todas las funciones en el monte, de manera que se ahorra en desplazamiento de la maquinaria, ya que en una misma góndola se pueden llevar las dos máquinas», indica Emilio.

La sustitución de la cortadora TMF 600 es sencilla, por lo que mediante un intercambio rápido (una persona sola puede hacer el cambio en 15 minutos) se puede colocar posteriormente la procesadora en la misma máquina para realizar todas las funciones en el monte sin necesidad de desplazamiento de más maquinaria y tener lista la madera para su transporte posterior.

De este modo, para las empresas forestales que ya cuentan con un cabezal procesador supone un importante ahorro, dado que simplemente tendrían que adquirir el nuevo cabezal TMF 600 sin tener que gastar, por ejemplo, en una nueva retroexcavadora. Además, para el manejo de la cortadora se usan los mismos mandos de la procesadora, lo que evita un desembolso a mayores de unos 10.000, que sería lo que costaría la colocación a mayores de una instalación electrónica básica. «Con una sola máquina con dos cabezales (cortadora y procesadora) y un autocargador cualquier empresa forestal tendría completamente mecanizado el proceso en el monte», destaca el propietario de Forest Pioneer.

La presentación de la nueva cortadora de cizalla tuvo lugar con una demostración in situ llevada a cabo en un monte del ayuntamiento de Xove, a escasos 30 kilómetros de donde se fabrica la taladora TMF 600, en la vecina localidad de Barreiros, en la misma comarca de A Mariña.

La empresa Tecmaf, especialista en adaptación y reparación de maquinaria forestal, realiza en sus instalaciones del polígono industrial de Barreiros todo el proceso de diseño y fabricación de la nueva cizalla. «La fabricación es 100% nuestra, hacemos todo, incluidos los cilindros», explica Manuel Lombardero, uno de los responsables de la empresa afincada en San Cosme.

La compañía barreirense, que cuenta con 14 personas trabajando en la planta, ya había participado en el diseño de la primera cortadora de cizalla desarrollada en Pontevedra y, en base a esa experiencia, logró ahora un diseño mejorado para facilitar su versatilidad, mantenimiento y durabilidad.

«El diseño está pensado para que los esfuerzos sean lineales, que no haya torsiones para evitar roturas, que era un problema que tenían las cizallas que había en el mercado hasta ahora. En esta la estructura es reforzada y las cuchillas son intercambiables, del mismo modo que son planas por la parte de abajo, lo que evita problemas con troncos y raíces y permite cortar más abajo», añade. «Este cabezal es el resultado de muchos años de desarrollo y trabajo en el monte», resume Manuel.

Maquinaria adaptada a las condiciones de la cornisa cantábrica

Una de las especialidades de Tecmaf es la adaptación de maquinaria forestal a las condiciones orográficas, de tamaño de las parcelas y de sistema de carga de la cornisa cantábrica. Este Centro Técnico de Maquinaria Forestal situado en San Cosme de Barreiros (Lugo) es el principal taller colaborador con el que cuenta Forest Pioneer en la Península Ibérica y uno de los referentes en España en adaptación y reparación de maquinaria forestal, con 15 años de experiencia en el sector.

Además de presentar la nueva cortadora de cizalla TMF 600, Forest Pioneer aprovechó la demostración hecha en Xove, a la que asistieron medio centenar de empresas y profesionales forestales, para dar a conocer otra maquinaria de la que la empresa con sede en Irún (Guipúzcoa) es distribuidora, como el autocargador Logset 6F GT o la procesadora Logset 8H GT, tecnología de fabricación finlandesa que luego Tecmaf adapta a las características del trabajo en el monte en Galicia.